CAPITULO VIII

Una sensación es un cambio de nuestra vida interior en relación con el mundo exterior. Las sensaciones que experimentamos dejan huella en nuestra memoria. Al acumularse los recuerdos de las sensaciones se mezclan en nuestra conciencia en grupos para asociarse y forman las representaciones que son recuerdos de sensaciones comunes y que se proyectan en un objeto como por ejemplo la representación de un árbol.

Los recuerdos de las representaciones experimentan el mismo proceso que las sensaciones se asocian, se contrastan y forman grupos que dan origen a conceptos. Así de las varias sensaciones en un niño la representación de un árbol concreto y luego de diferentes árboles se forma el concepto de un árbol en general.

La formación de los conceptos conduce a la formación de palabras. Los rudimentos del lenguaje pueden aparecer en el nivel mas bajo de la inteligencia, en la etapa de vivir sensaciones y pueden expresarse mediante ciertos sonidos, como señales de peligro, e impresiones generales de miedo ira o placer, pero no podemos trasmitir mucho con ellos.

En el desarrollo del lenguaje, si los sonidos expresan representaciones, eso significa que designan solamente a un objeto en particular. Para cada nuevo objeto similar deberá haber una nueva palabra o sonido. La aparición de las palabras de significado general indica la aparición de conceptos en la mente.

El lenguaje consiste en palabras. La palabra es el signo algebraico de una cosa. Cada palabra expresa un concepto y son realmente la misma cosa. Solo que el concepto significa el aspecto interior mientras que la palabra significa el aspecto exterior.

El cerebro de un hombre que piensa no supera el tamaño de un salvaje que no piensa, la diferencia está en que este tiene mucho menos trabajo que hacer que el cerebro de un salvaje porque realiza todo su trabajo mental mediante signos o cifras que significan conceptos mientras que el segundo realiza el suyo mediante engorrosas representaciones.

Las ideas son conceptos más amplios o incluso grupos de conceptos. Una idea es un concepto abstracto. Las experiencias emocionales nunca podrán ajustarse totalmente a conceptos o ideas y por tanto nunca podrá expresarse exactamente con palabras. La interpretación de las experiencias emocionales es el objeto del arte.

En la combinación de palabras, en su significado, en el ritmo, en sonidos, en colores, en líneas, en formas, los hombres crean un nuevo mundo y tratan de expresar lo que sienten pero no pueden trasmitir en palabras. La música es incapaz de expresar conceptos o sea pensamientos, pero los sentimientos se expresan mejor en música.

La poesía quiere expresar los dos juntos. La combinación de pensamiento y sentimiento conduce a una forma superior de vida interior difícil de definir en el lenguaje corriente. Así en el arte ya hallamos los primeros experimentos de un lenguaje futuro . El arte marcha a la vanguardia de la evolución interior, anticipando las formas que ha de asumir mañana.

El hombre promedio tiene: sensación, representación y concepto. Pero en algunas personas aparece en ciertos momentos una cuarta unidad de vida mental siempre conectada con el elemento emocional. Si la idea de Kant es cierta, si el espacio es propiedad de nuestra conciencia y no un propiedad del mundo externo. Entonces la tridimensionalidad del mundo deberá depender de la constitución de nuestro aparato mental.

Podríamos demostrar que la tridiemnsionalidad del mundo depende de la constitución de nuestro aparato mental si pudiéramos alterarlo y observar que el mundo alrededor de nosotros cambió con estas alteraciones. Si pudiéramos averiguar que para un ser que solo posee sensaciones el mundo es unidimensional, para un ser que posee sensaciones y representaciones el mundo es bidimensional, para un ser que posee además conceptos e ideas es tridimensional y para un ser con formas superiores de percepción el mundo es tetradimensional.

La proposición de Kant se demostraría si viéramos que para un sujeto dado las características del mundo cambiaran, si cambiara su aparato mental.

Toda una serie de enseñanzas y doctrinas religiosas y filosóficas tienen como objeto precisamente esta expansión de conciencia. Este es el objeto de la mística y de las religiones de todos lo tiempos pero aunque sentimos lo nuevo pero no podemos definir exactamente la diferencia.

Pero si no sabemos como llevar a cabo experimentos en esta dirección tal vez sea posible la observación: ¿hay en el mundo seres cuya vida mental esta por debajo de la nuestra.? Existen. Son lo animales.

Negamos totalmente la existencia de la razón en los animales o les atribuimos nuestra propia sicología pero limitada. Sabemos poquísimo de la diferencia entre los procesos mentales de un animal y de un hombre. Decimos que un animal no tiene razón pero tiene instinto, pero ¿qué significa esto?

Las acciones reflejas: son el resultado de la irritabilidad de la célula, lo que significa la capacidad de ésta para responder mediante movimiento a las irritaciones externas. Toda irritación que experimente deja en ella cierta huella volviéndola más susceptible a posteriores irritaciones. Si se repiten responderá a ellas con un movimiento cada vez más fuerte pero hasta cierto límite, después la célula se cansa y empieza a la responder con respuestas cada vez más débiles, hasta que deja de reaccionar ante ella.

Acciones reflejas: Observamos tales acciones en los hombres y los animales: Ejemplos: Un estremecimiento recorre a un hombre como resultado de frío súbito o parpadea si algún objeto se le acerca Estos movimientos ocurren independientemente de la conciencia o incluso a veces contra de ella..

Acciones instintivas: Se cumplen sin conciencia alguna de elección o finalidad. Antes de la aparición del intelecto humano las acciones eran gobernadas para obtener goce o evitar dolor que como los polos negativos de un electroimán, rechaza u atrae a un animal en una dirección u otras inconscientemente pero tan conveniente que a veces parecen ser conscientes y hasta clarividentes. Como la migración de las aves.

Normalmente, goce-dolor es agradable y desagradable no por utilidad o perjuicio sino como consecuencia de ello. Por ejemplo: Las influencias que demostraron ser útiles para una especie durante su vida vegetal empiezan a experimentarse como agradables en la transición a su vida animal. Lo agradable es agradable porque es útil. Lo desagradable es desagradable porque es dañino.

Acción racional: significa una acción cuya finalidad puede señalar antes de que de que haya tenido lugar. Las acciones automáticas que los animales domésticos aprendieron fueron previamente racionales, no en el animal sino en el domesticador. El animal recuerda el orden de las acciones y sus acciones parecen pensadas y lo fueron, pero no por él. A las acciones automáticas las crea en sujeto en el transcurso de su vida y antes de volverse automáticas deberán ser durante un tiempo racionales.Las acciones instintivas se crean durante la vida de una especie y se tramiten a través de la herencia pero nunca fueron racionales sino en resultado de una compleja serie de reflejos.

Un hombre es una estación trasmisora y todas sus acciones, reflejas, instintivas y racionales son producidas por impresiones provinentes del mundo externo. En éstos tres géneros el hombre es en realidad un autómata ya sea consciente o inconsciente de sus acciones. Nada proviene del él mismo. Solamente las acciones conscientes (que en general las confundimos con las acciones racionales) dependen no solo de las impresiones del mundo externo sino también de algo más. Pero solo poquísimas personas la tiene. Estas personas pueden definirse como el TIPO SUPERIOR DE HOMBRE.

De las cuatro categorías de acciones solo las dos inferiores son accesibles a los animales, la categoría de las racionales no es accesible a ellos. Así todas las acciones de los animales aparentemente racionales pueden explicarse sin existir la idea de conceptos, porque los animales no tiene conceptos, la prueba de ello es que no tienen lenguaje. Un animal no piensa sus acciones sino que solo vive por las emociones. En un animal toda imagen que se recuerde esta conectada con alguna sensación emocional,

Si tomamos a dos hombres de nacionalidades y razas distintas ignorantes cada uno del idioma del otro inmediatamente encontraran medios de comunicarse entre ellos. Vivimos en contacto con los animales pero somos incapaces de establecer con ellos tal comunicación porque la distancia entre nosotros es mas profunda que entre personas de distintas idiomas.

En su totalidad la sicología de los animales es muy oscura para nosotros. A los animales los representamos como autómatas vivos o como seres humanos tontos, porque pensamos que el único genero de mentalidad posible es la que poseemos. Pero esto es un ilusión que nos impide entender la vida. Nuestro error es que le atribuimos nuestra propia lógica  porque pensamos que sólo hay una lógica, la nuestra, algo que existe fuera y aparte de nosotros, pero una mente diferente hallará leyes diferentes.

Para los animales no existe clasificación entre variedades y especies. Esta casa y aquella casa son para un animal objetos totalmente diferentes, porque una es su casa y la otra es casa ajena. Nosotros reconocemos los objetos por su semejanza y un animal por su diferencia, el animal solo recuerda un objeto por los signos de significado emocional.

La memoria de un animal esta mucho más cargada que la nuestra aunque en la cantidad de conocimientos esta muy por debajo y esa es la causa que impide su evolución mental. Su mente esta demasiado ocupada y no tiene tiempo para avanzar.

Nosotros cuando vemos un objeto lo relacionamos con cierta clase de variedad y especie, lo fijamos en uno u otro concepto y lo conectamos en nuestra mente con una palabra u otra definiéndolo. Un animal no tiene conceptos. Debe conocer un objeto y recordarlo con todas sus características. Ni una sola que se olvide volverá, pero para nosotros las principales están implicadas en el concepto con el que hemos conectado el objeto y podemos hallarlo en nuestra memoria por cualquiera de sus signos característicos.

En un hombre la cima de su potencia intelectual se alcanza en una edad madura muy frecuentemente e incluso en la vejez, en el caso de un animal es precisamente al revés. Solo es receptivo cuando es joven. Con la madurez su desarrollo se detiene y en la vejez retrocede.

Entre los animales que conocemos incluso los domésticos las diferencias son tan grandes que debemos ponerlos en niveles totalmente distintos, pero nosotros a todos los colocamos bajo un mismo titulo: animales. También sería muy incorrecto afirmar que las diferencias determinan etapas evolutivas y que los animales de un tipo son superiores o inferiores a otros.

El perro y el mono por su actitud para imitar y su fidelidad hacia el hombre parecen superiores al gato, pero este es infinitamente superior a aquellos por su intuición, su sentido estético, su independencia y su poder de voluntad. El perro y el mono se muestran totalmente pero en el gato hay mucho que está oculto y que ni el mismo no conoce. No es sin causa que el gato se considere como un animal mágico. En términos de evolución seria mucho mas correcto decir que estos son animales de evoluciones diferentes tal y como con toda probabilidad en el género humano no se trata de una sino de varias evoluciones que continúan..

El reconocimiento de varias evoluciones independientes desde cierto punto de vista equivalentes, desarrollando propiedades enteramente diferentes, nos conduciría fuera del laberinto de contradicciones interminables en nuestra comprensión del hombre y mostraría el camino hacia la comprensión de la única evolución real e importante para nosotros: la evolución hacia en super-hombre.

ENTRAR EN CAPITULO IX